El Síndrome de la utopía: una sencilla manera de boicotear tu felicidad

imagen-1

 

¿Cuántas veces niegas lo posible para no poder alcanzar lo que de verdad deseas?

Es el síndrome de la utopía. Consiste en pensar que tus sueños y tus ilusiones son como de otra galaxia, qué quizás en otra vida a lo mejor los puedes hacer realidad. Como estarás suponiendo es un síndrome muy común, nos afecta a muchas y a muchos, pero sabes qué: tiene cura. Sí, se puede combatir. Sólo tienes que ponerte en acción. Y esto significa que tienes que ampliar tu zona de confort.

La zona de confort es algo parecido a cuando estás en la cama y tienes frío, por un lado te dices: si cogiese una manta estaría mucho mejor, pero por otro lado piensas, qué pereza salir ahora de la cama….total que te quedas ahí encogida pasando frío porque en el fondo no estás tan mal, y lo puedes soportar.

Pues bien, con el síndrome de la utopía lo que hacemos es negar por inalcanzable todo lo que podemos hacer para ser más felices, para sentirnos más satisfechas, para mejorar la convivencia, para implicarnos y cambiar las leyes…. para actuar y mejorar a todos los niveles.

Te preguntarás: ¿es sencillo? pues te diré que probablemente más de lo que te imaginas y además una vez que te pones en acción es como si actuase la ley física de la inercia y hace que continúes en movimiento.

Pregúntate de verdad cuanto quieres eso, si realmente  es importante para ti, si vas a ser más feliz, si te vas a sentir mejor.

Si la respuesta es sí, no lo dudes más, vete a por ello. Pon todas tus emociones en marcha rumbo a tu proyecto, pero si la respuesta es no, olvídalo porque está consumiendo tu energía.

Así que cada vez que te escuches negando algo, piensa en el síndrome de la utopía, dale unas vueltas y ponte en acción. Y si te das cuenta de que necesitas apoyo para caminar, búscalo, siempre está más cerca de lo que parece.

Leave a Comment!

You must be logged in to post a comment.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies. Si continúa navegando acepta nuestra política de cookies.