Mentalidad de abundancia o mentalidad de escasez: Una elección fundamental en tu vida

Jun 02, 2015 by Belen Category: Blog 0 comments Tags: abundancia, acción, coaching, emociones, mentalidad

cuerno-de-la-abundancia-tudela

¿Eres de esas personas que piensan que en el mundo hay mucho para todos o por el contrario consideras la vida como si fuera una tarta en la que sólo hay trozos de pastel para unos pocos?

Si todavía no sabes cómo situarte te voy a dar alguna pista: las personas que se comportan con mentalidad de escasez, se sienten mal si tienen que compartir méritos, poder, conocimientos, tiempo etc, también se caracterizan por sentir cierto resquemor hacia los éxitos de los demás, incluso, si esas personas forman parte de su entorno de amistades o familia.

 Es como si pensaran que el éxito de los demás reduce sus propias posibilidades de éxito.

Te sigo dando pistas: son personas muy pendientes de lo que hacen los demás, de hecho, aunque no lo confiesen suelen compararse siempre, siendo esto un terrible secreto no confesado que les tortura día a día.

Se plantean la vida, su vida, como si fuera una carrera en la que solo una persona pudiese ser la vencedora. Gran parte de sus energías están puestas en lo que hacen los demás, los hijos e hijas de los demás, la familia de los demás, el coche de los demás, las vacaciones……. Al final el rasgo más característico de este perfil de comportamiento, es que no se cree suficiente en uno mismo y por supuesto no se confía en nadie. Como dice S.R Covey en su libro “los 7 hábitos de la gente altamente efectiva”, son personas a las que les cuesta formar parte de un equipo con miembros complementarios y pueden considerar las diferencias como signos de insubordinación o deslealtad. Vamos que a la mínima discrepancia consideran que estás en su contra.

 Por el contrario, las personas que tienen mentalidad de abundancia, consideran que en el mundo hay de todo suficiente para que nadie se quede sin su trozo. Esta mentalidad nace de un profundo sentimiento de valía personal, de una auto-confianza potente que se traslada en confianza hacia los demás.

Son personas dispuestas a compartir lo que tienen, sea, poder, conocimiento, amor, tiempo etc. Estas personas suelen caracterizarse por tener un pensamiento creativo fruto de la creencia de que en el mundo hay suficiente para todos, de ahí salen opciones, caminos y rutas de crecimiento para ellas mismas y para la gente que les rodea. No se comparan con los demás para competir, porque su fuente de energía está dentro de ellas mismas, de sus valores, de su misión, de lo que sienten que tienen que aportar a la vida.

 Esto les hace poderosas, generosas y deliciosamente vulnerables.

 ¿Lo tienes más claro ahora?

 De todas maneras, lo importante como casi siempre, es darse cuenta. Darte cuenta de dónde estás y ponerte en acción si quieres cambiar. Lo más seguro si tienes predisposición o tendencia a pensar con mentalidad de escasez, sea porque es lo que has aprendido, o bien, porque has tenido experiencias desagradables que te han llevado a protegerte. Te aseguro que solo tienes que empezar a abrir los ojos para darte cuenta de que con mentalidad de abundancia las posibilidades son infinitas. Te propongo 3 claves para empezar desde ya:

 1- Dale un repaso a tus creencias limitantes. Ya sabes que creas lo que crees, por eso tienes que darte cuenta de esas afirmaciones que haces sobre ti o sobre el mundo de tipo catastrofista y sustitúyelas por otra creencia que lo exprese en positivo. Puede servirte hacer dos listas y repetir cada día tus nuevas creencias.

 2- Confía más. Te preguntarás: ¿y cómo lo hago? pues poniendo el foco en todo lo bueno que te rodea, empezando por ti misma o por ti mismo, y continuando con los demás. Por eso cada vez que hagas una crítica de alguien, intenta pensar también en algo bueno y positivo de esa persona. Vamos no te quejes, seguro que lo tiene. Se trata de ver también el otro lado.

3- Enamórate de ti. Me encanta esta parte, es genial porque eres la persona que te acompaña todo el día desde que te despiertas hasta que te duermes (bueno también en los sueños) y por eso no hay nada más satisfactorio que quererte y amarte. Y es impresionante el poder de atracción que tiene sobre lo que te rodea. Por eso si te quieres, te gustas, la abundancia te abrirá las puertas para siempre.

Leave a Comment!

You must be logged in to post a comment.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies. Si continúa navegando acepta nuestra política de cookies.